Ver todas las noticias
14/07/2009 | Regional Amateur
Alvarado deshoja la margarita
21:22 | El descenso provocó una sangría en el plantel que Marcelo Philipp había armado para competir en el Argentino A. Para la próxima temporada, con muy pocos recursos monetarios, la dirigencia deberá hacer malabares para responder a las expectativas de Gustavo Noto y de los miles de hinchas que siguen al “torito”.
LO QUE PASÓ, ¿PASÓ?

De la plantilla que compitió con la camiseta de “Alva” en los últimos meses sólo quedarán los recuerdos y algunos nombres.

Si bien el actual entrenador le había pedido a los directivos que aseguraran la continuidad de los jugadores más representativos, algunas ofertas jugosas - desde lo material o lo deportivo - terminaron con las esperanzas “albiazules”.

Así, el equipo de Jara y Peña ya no contará en sus filas con algunas piezas claves en su columna vertebral.

El éxodo lo inició Eugenio Klein, quien unas horas después al partido que marcó la pérdida de la categoría partió rumbo a Honduras para sumarse al Motagua de la primera división de ese país.

Lo siguió Pablo Villar, que a la espera de un llamado que nunca llegó, aceptó una nutrida propuesta de Crucero del Norte, de Misiones, recientemente ascendido al Argentino A.

Luego, armó las valijas Ezequiel “Trapito” Ceballos. El volante creativo, que priorizó la cercanía geográfica, se fue a Tres Arroyos, donde reforzará a Huracán.

Otro que tiene fecha de vencimiento con la casaca del Torito es Gonzalo Sánchez, jugador que tuvo algunas diferencias con miembros de la comisión directiva y que acordó en las últimas horas con Unión de Mar del Plata.

Algo similar sucederá con Fernando Telechea, quien aún está estudiando las opciones que tiene sobre la mesa.

También se diluyeron los retornos de Juan Gáspari y Martín Quiles. El primero ya está entrenando con Sarmiento de Junín y el otro tendría una nueva oportunidad en Quilmes de AFA.

Entre los que se quedan, hay que mencionar a dos baluartes, como el arquero Gustavo Gatti y el mediocampista David García Lorenzo.

Fueron confirmados además los defensores Leandro Serpillo, Esteban Erramuspe, Jorge Antonio y Walter Romano, y está en suspenso la decisión de Manuel Madrid, que quiere revancha tras su lesión pero que a la vez está esperando alguna convocatoria de una divisional superior.

Otros que seguirán son el delantero Juan Manuel Vuoso, a quien el cuerpo técnico le renovó la confianza de cara a lo que se viene, y el guardavallas Germán Nabarro.

DE PASEO POR LA FELIZ, CON LARGAVISTAS Y LAPICERA

Sabido es que antes de salir de vacaciones, Gustavo Noto dejó una nómina de futbolistas que podrían ser evaluados para convertirse en refuerzos.

La recorrida podría comenzar en Talleres, club que le abrió las puertas al entrenador para que hiciera sus primeras armas de la línea de cal hacia fuera. De allí interesan el lateral Marcelo Baamonde, uno de los niños mimados por el DT mientras estuvo en el “tallarín”, y el golero Alejandro Llul, quien este año estuvo sin actividad deportiva.

Luego, la brújula marcaría la ruta 2, exactamente en el kilómetro 382, donde las miradas apuntaron a un juvenil, de corta trayectoria, larga proyección y un apellido ilustre.

Después de Cadetes, nuestro coche podría elegir entre dos destinos, en los cuales dos viejos conocidos de Alvarado están gustosos de abrir las puertas.

Por un lado, Leonardo D’Urso en San Isidro, uno de los líderes de la Liga local, donde militan el experimentado volante Martín Ruiz y el ex Boca de AFA, Fernando Navas.

En la otra vereda, ya en Alto Camet, Daniel Di Fonso presentaría a Eric Dierckx, máximo artillero del fútbol de primera de la ciudad, que promete desde hace un buen tiempo pero que parece haber explotado esta temporada.

En una dirección diferente, Pablo Torres y César Zabala serían los elegidos en San José, aunque en ambos casos restaría el inicio de las negociaciones.

Más tarde, la ruta 88 sería el destino, con dos paradas bien definidas. Primero, el predio del Atlético Mar del Plata, donde entrena otro de los goleadores del fútbol vernáculo, Eugenio Ramajo, de muy buen rendimiento en el presente torneo.

Del “decano” habría otro jugador fichado, que no saldría de Guido Castro, Marcelo Alejandroff y Maximiliano Gómez. También habría despertado interés el ex Unión, Juan Ceverio.

Camino a Batán, surgen las predilecciones más firmes: Carlos Arias, Pablo Wirsch, Maximiliano Cloke y Darío Indolfi, todos de Defensores de esa ciudad. Sin embargo no se descarta a Cristian D’Addato, que este año se incorporó a Chapadmalal y también sería del paladar de Noto.

Los últimos rumores apuntan al alto defensor Ramiro Díaz Rodríguez, que ya jugó en Alvarado y que fue contactado días atrás, y el delantero de Kimberley, Leandro “Pipi” Parra, oriundo de Balcarce, que habría impresionado a un representante “albiazul” en uno de los últimos partidos del “dragón”.

Por supuesto, el plantel local del Torito, dirigido actualmente por Roberto Oliver, será muy tenido en cuenta por el cuerpo técnico del Argentino B y, por ende, algunas de sus piezas se sumarán al trabajo con el grupo de profesionales ni bien arranque la pretemporada.

Asimismo, vale tener en cuenta que, según se anunció en la página oficial de la institución, del 27 al 31 de julio, a partir de las 15, se realizarán pruebas en el Centro Gallego.

CLUB DE PUERTAS ABIERTAS

La danza de nombres no se reduce a los límites de General Pueyrredon: algunas voces anuncian los posibles regresos de los marplatenses Mauricio Villa y Cristian Pereyra, pero si bien la vuelta seduciría a ambos, los dos estarían priorizando ofertas del Nacional B o el Argentino A (el primero) y hasta de la B Metropolitana (el segundo).

Por ello es que los binoculares apuntarían al sur del país y también al exterior. En el primer caso, hablamos de Diego Napolitano, un volante ofensivo nacido en Bariloche, que jugó en Fénix y Deportivo Roca y que hoy por hoy está en Racing de Trelew.

Respecto a las posibilidades de incorporar a jugadores del extranjero, vale decir que se trataría de un volante central y un atacante de muy buen nivel que llegarían próximamente a la ciudad para ser evaluados.

Entonces, sólo será cuestión de esperar que suenen los teléfonos y se arreglen las condiciones para que este Alvarado defina finalmente su modelo “2009 – 2010”.